Higiene - Dentista en MIssion Hills, CA - Mission Hills Modern Dentistry

higiene


Controles dentales de rutina

Los controles dentales de rutina son esenciales para una buena higiene bucal y son la mejor manera de detectar problemas en su fase inicial de desarrollo. La detección y el tratamiento tempranos evitan molestias innecesarias y ahorran tiempo y dinero.

La Academia de Odontología General recomienda realizar estos controles dos veces al año. La higiene bucal debe cambiar con la edad y el estado de la dentadura y las encías. El dentista puede recomendarle un programa de controles con una frecuencia superior o inferior a dos veces al año.

Qué esperar

El control dental comprende:

  • Un examen visual de la boca, el rostro, la mandíbula y el cuello
  • Pruebas digitales, según lo determine su dentista
  • Un examen de la bolsa periodontal
  • Limpieza profesional de la dentadura
  • Recopilación completa de datos en un registro dental electrónico
Examen visual

Durante el examen visual, su dentista empleará una cámara intraoral provista de gran aumento e iluminación para ver todas las zonas superficiales del interior de la boca. Usted podrá observar en tiempo real y pieza a pieza dental el video del examen en un monitor del consultorio.

Su dentista no solo busca piezas dentales cariadas o agrietadas, sino que también úlceras y tumores en el paladar y el piso de la boca, la lengua, los labios, las encías y las membranas mucosas que cubren las mejillas y las encías. Después, su dentista examinará los nódulos linfáticos de la cabeza, la mandíbula y el cuello en busca de dolor, dolor en la palpación y flexibilidad.

Pruebas digitales
  • Radiografías digitales: Las radiografías digitales detectan problemas dentales que no pueden encontrarse durante el examen visual. Nosotros utilizamos radiografías digitales que proporcionan resultados instantáneos y que emiten un 90 % menos de radiación. Su dentista determina la frecuencia con que se necesita tomar radiografías digitales.
  • Escaneo tridimensional: La tecnología de escaneo tridimensional determina la ubicación exacta y la forma de cada pieza dental. Su dentista determinará si es apropiada la utilización de esta tecnología para el desarrollo de un plan de tratamiento dental o para controlar el avance de un tratamiento dental.
  • Examen de la bolsa periodontal: Una dentadura sana necesita encías sanas. El examen de la bolsa periodontal determina la presencia de periodontitis (enfermedad de las encías) o el riesgo de presentarla.
Examen de la bolsa periodontal

Una dentadura sana necesita encías sanas. El examen de la bolsa periodontal determina la presencia de periodontitis (enfermedad de las encías) o el riesgo de presentarla.

Datos que necesita conocer:

  • Cada pieza dental está situada en el interior de una bolsa periodontal de tejido gingival. Los restos de comida y la placa se acumulan en forma natural en esta bolsa.
  • El cepillado y el uso de hilo dental todos los días remueve los restos de comida y la placa de la bolsa periodontal. Si no se remueve, las bacterias dañinas penetran en el borde de las encías y aumentan la profundidad de la bolsa.
  • A medida que aumenta la profundidad de la bolsa periodontal, aumenta el riesgo de que se produzca daño a la dentadura, además de la infección que ocasiona la periodontitis.
  • Durante el examen, se coloca con cuidado un instrumento manual entre las encías y los dientes (surco gingival) para medir la profundidad de cada bolsa.
  • En la fase inicial, la periodontitis puede ser reversible. Dado que raramente presenta síntomas de dolor, es posible que una persona tenga periodontitis y no lo sepa.
Limpieza profesional

La dentadura se limpia con instrumentos especiales para remover la placa por encima y debajo de la línea gingival. Después, se pule la dentadura. La dentadura se ve y se siente sensacional después de pulida. También alisa la superficie de las piezas dentales de modo que sea menos probable la acumulación de placa.

Registros dentales electrónicos

Los registros de los controles dentales, las pruebas y los tratamientos de nuestros pacientes se guardan en forma electrónica. Esto beneficia a los pacientes, ya que nuestros dentistas y especialistas tienen acceso inmediato y total a los antecedentes médicos, así como a los resultados de los exámenes anteriores y actuales, pruebas, planes de tratamiento e informes de avance. Los registros dentales electrónicos incrementan la seguridad del paciente y producen eficiencia clínica que contribuye a la reducción del tiempo de espera de los pacientes antes y durante las citas.

Buena higiene bucal

La clave para tener una dentadura y encías sanas es evitar la acumulación de placa y restos de comida en la boca. La placa y los restos de comida atraen a las bacterias dañinas que ocasionan las caries,  la periodontitis y el mal aliento persistente.

La lengua también atrae bacterias. Durante el proceso normal de comer, se juntan pequeños fragmentos de comida en la lengua. A medida que estos fragmentos se descomponen, las bacterias crean un revestimiento blanco lechoso sobre la superficie de la lengua.

La práctica de la rutina de cuatro pasos evita la acumulación de placa y bacterias dañinas en la boca.

Rutina sencilla de cuatro pasos

Para mantener la dentadura y las encías sanas:

  • Cepíllese los dientes y utilice un enjuague bucal antiséptico dos veces al día (después del desayuno y antes de acostarse).
  • Utilice hilo dental todos los días.
  • Lávese la lengua periódicamente con un cepillo de dientes o un raspador de lengua.
  • Vaya al dentista para realizarse controles dentales de rutina.
Beneficios de la buena higiene

Si practica una buena higiene bucal, disfrutará de los siguientes beneficios:

  • Tendrá menos placa que remover durante los controles dentales de rutina, de modo que las limpiezas profesionales serán más breves y menos molestas.
  • Minimizará la necesidad de someterse a procedimientos dentales debido a caries dentales o a periodontitis.
  • Minimizará el presupuesto dental anual.
  • Se sentirá más sano.
  • Tendrá un aliento más fresco.
  • Se sentirá más seguro de su sonrisa.
Bebés y niños pequeños

La Academia Estadounidense de Pediatría recomienda que la primera visita al dentista de un niño se lleve a cabo alrededor de los tres años de edad, salvo que existan los siguientes factores de riesgo para la salud:

  • El niño duerme con una taza o un biberón
  • El niño se chupa el dedo
  • El niño presenta dientes manchados
  • Síndrome de Down
Higiene bucal de los niños

Cuando comiencen a salir los dientes de su hijo, límpielos todos los días con un paño húmedo para remover la placa.

A medida que le salgan más dientes al niño, utilice un cepillo suave para niños con un dentífrico sin flúor (como Baby OraGel) hasta que su hijo pueda escupir el dentífrico.

Cuando el niño pueda utilizar un dentífrico fluorado, coloque solo una cantidad del tamaño de un guisante en el cepillo de dientes. Tragar demasiado dentífrico fluorado puede manchar las piezas dentales de los niños (fluorosis dental).